Home
Newsletter
Videos
Charlas de Quirófano
Contacto
Auspiciantes
SEMINARIO SOBRE POLÍTICAS DE SALUD. “SALUD PARA TODOS. UNA NECESIDAD, UN DESAFÍO”
A desarrollarse el jueves 11 de Agosto en el Aula Magna de la Academia Nacional de Medicina, sita en Av. Gral. Las Heras 3092, Ciudad de Buenos Aires.

Habrá dos importantes conferencias brindadas por el Ministro de Salud de la Nación Dr Jorge Lemus y por el Superintendente de Servicios de Salud Luis Scervino.
El Dr. Lemus hablará sobre el Plan Nacional de Salud y el Dr. Scervino hará un análisis de situación de la seguridad social y la medicina privada.

INFORMES E INSCRIPCIÓN: Av. L. N. Alem 1067 Piso 12 CABA. Tel. 0810-333-3673. Lunes a Viernes de 12 a 19 hs.

INSCRIPCIÓN LIBRE
DESCARGAR PROGRAMA >>
Biomarcadores: “un cáncer con nombre y DNI”

Miércoles 4 Febrero, 2015 en  Exterior

Una de cada dos personas nacidas hoy en España será diagnosticada de cáncer a lo largo de su vida pero gracias a los avances se espera que la mortalidad siga disminuyendo.

cancer--644x362

(ABC España) Se calcula que una cada dos personas nacidas hoy en España será diagnosticada de cáncer a lo largo de su vida pero gracias a los avances en cribado, diagnóstico precoz y a la mejora de los tratamientos se espera que la mortalidad siga disminuyendo. Afortunadamente, a pesar del aumento del número de pacientes diagnosticados de cáncer, la mortalidad está disminuyendo en la mayoría de tumores, asegura Pilar Garrido, presidenta de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM). Y esto se debe, entre otras cosas a los avances en el tratamiento, pero también a las medidas de prevención y diagnóstico precoz.

Inmunoterapia

Y es que en los últimos años una gran esperanza para el tratamiento del cáncer se ha abierto en el campo del tratamiento inmunológico contra el cáncer, la inmunoterapia, explica el oncólogo Javier de Castro, del Hospital Universitario La Paz-IdiPAZ. «Se ha descubierto que el sistema inmunológico fracasaba en el reconocimiento del tumor porque ponía en funcionamiento mecanismos de bloqueo de las células del sistema inmunológico encargadas de la vigilancia, lo que convertía al tumor en cierta manera en ‘irreconocible’ y no ser visto como una amenaza, y por tanto, no podía ser eficazmente identificado y controlado».

De alguna forma, continúa, el tumor pone en marcha los mecanismos que bloquean la respuesta inmunológica. «Estos mecanismos son fundamentales, en condiciones normales, para impedir que el sistema inmunológico esté permanente activo produciendo una respuesta constante que llevaría al organismo a una permanente activación inmunológica anómala. Dichos mecanismos de control del sistema inmunológico, denominados ‘inmune check-points’ hacen que la célula entre en periodos de “anergia” fundamentales para el control de la respuesta inmunológica». Y, explica, cuando esta respuesta está constantemente activada se producen las enfermedades autoinmunes y las alergias que no serían nada más que enfermedades producidas por una continua activación del sistema inmunológico. «Por tanto, la presencia de los ‘inmune check-points’ evitaría esta constante estimulación de la respuesta inmunológica; sin embargo, el cáncer pondría en funcionamiento estos mecanismos de control inmunológico para evitar ser reconocido por el sistema de defensa del organismo».

Pero ahora ya se sabe que el tumor bloquea estos sistemas de reconocimiento y control inmunológico situados en las principales células del sistema inmunológico, los linfocitos, a través de una interacción directa o indirecta, pero también que es posible utilizar medicamentos –anticuerpos- que activan estos linfocitos fundamentales para la defensa directa contra el tumor, o que bloquean la interacción que se establece entre los linfocitos, la célula tumoral y otras células del sistema inmunológico. Así, subraya, «en la medida que se rompe esta unión, se libera al linfocito que será capaz de reconocer y atacar a la célula tumoral». De hecho, la inmunoterapia es ya una realidad en el tratamiento del melanoma, pero además se están obteniendo resultados muy alentadores en otros tumores como el cáncer de pulmón. «Estamos ante una nueva vía de tratamiento contra el cáncer que puede suponer una revolución».

Biomarcadores

Cuando se habla de cáncer no se hace de un único tipo de enfermedad, sino de un abanico de procesos tumorales con características diferenciales. Incluso cuando los oncólogos creen que se está ante dos tumores que parecen iguales porque se originan en un mismo tejido u órgano o cuando parecen idénticos desde el punto de vista clínico o microscópico, son dos entidades completamente diferentes que pueden tener un comportamiento biológico radicalmente opuestos.

Además, en los últimos años los oncólogos han aprendido que no todos los cánceres se comportan de la misma forma ni responden a los mismos tratamientos, incluso aunque tengan el mismo origen o tengan características clínicas o patológicas parecidas. «Así, hemos sido capaces de identificar algunos factores, llamados biomarcadores, que puedan diferenciar a los distintos tipos de cáncer que sabemos van a tener una evolución o un tratamiento concreto».

Es decir, señala De Castro, un biomarcador tumoral sería el equivalente a poner apellidos al tumor y así lograr una mayor personalización del tipo de enfermedad que padece el paciente y de la estrategia terapéutica a seguir. «En España hay millones de Josés y de José Garcías también, pero si somos capaces de identificar a un tumor por su nombre, sus dos apellidos y su DNI seguro que damos con la persona concreta. Así estamos personalizando el cáncer».

Personalizando el cáncer

Afirma el oncólogo del IdiPAZ que actualmente dispone de biomarcadores para seleccionar algunos de los principales tipos de cáncer, como los de pulmón, mama, colon, o de otros menos comunes, como el melanoma, pero donde la identificación de biomarcadores ha supuesto una auténtica revolución de su tratamiento. «Por desgracia, hay muchos tumores donde todavía no hemos conseguido encontrar el biomarcador adecuado», reconoce. Por ello, añade, el impulso investigador en este campo es crucial. «Además, la incorporación de biomarcadores a la asistencia supone un reto y un gran esfuerzo ya que es necesario desarrollar las técnicas adecuadas, hacer posible que todos los pacientes y sus oncólogos desde cualquier punto del país puedan tener acceso a ellas y una dotación económica en personal y material fundamental para su realización». En este sentido, afirma que la SEOM es consciente y está trabajando en la creación de «plataformas de desarrollo de biomarcadores» para que todos los pacientes, con independencia del hospital donde sean tratados, pueden acceder a su detección.

Y contrariamente a lo que se cree, el coste de los biomarcadores «no es elevado», señala De Castro. En la mayoría de los casos son estudios que pueden costar entre 200 y 400 euros y solo cuando es preciso realizar varios test genéticos o se emplean plataformas que tratan de analizar múltiples anomalías genéticas, su precio puede incrementarse hasta varios miles de euros. Sin embargo, sostiene, «incluso en estas circunstancias, su rentabilidad es alta ya que ofrecen información muy valiosa sobre la evolución de un proceso tumoral, lo que nos puede dar información sobre el pronóstico de la misma, o nos puede ayudar a identificar el tratamiento dirigido más adecuado».

Nuevo modelo sanitario

De Castro cree que este cambio de «paradigma en el tratamiento del cáncer» debe llevar consigo un «nuevo modelo de estrategia de planificación sanitaria». Es indiscutible, asegura, que puede conllevar un incremento del gasto farmacéutico o de los estudios moleculares pero, al mismo tiempo, implicará un «tratamiento más eficaz» con lo que ello supone: aumento de la supervivencia, evitar tratamientos fútiles, reducir efectos secundarios, reincorporar a los enfermos en el sistema productivo, reducir ingresos hospitalarios, etc.

De esta forma, gracias a los avances científicos y técnicos como la medicina de precisión, las nuevas estrategias de prevención, las mejoras en los tratamientos y en el manejo de los efectos adversos, esperamos que en los próximos 20 años se produzcan más cambios en la atención oncológica que en los últimos 50 años.

Racionar no, racionalizar sí

Uno de los mayores desafíos a los que se enfrenta el abordaje del cáncer en España es la convivencia de decisiones sanitarias centrales y financiación descentralizada. En este sentido, Pilar Garrido, la presidenta de SEOM destaca: «sabemos que hay diferencias, fundamentalmente relacionadas con el acceso a fármacos o a estrategias de prevención y cribado según Comunidades Autónomas y/o centros sanitarios, dibujando un mapa de inequidad que nos preocupa. El incremento del gasto sanitario público por encima del crecimiento de la economía, la caída de los ingresos y el aumento de las expectativas de vida de los ciudadanos, han generado una presión en la gestión sanitaria y clínica como no se había vivido nunca. Todos somos conscientes del delicado momento económico y social que vivimos y de la importancia de velar por la sostenibilidad del Sistema Nacional de Salud pero hay que racionalizar, no racionar».


NOTAS DESTACADAS
El 5 de febrero de 1958 se creó el Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), ente autárquico dedicado a promover la investigación científica y tecnológica del país.
Según el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) por las altas temperaturas, que rondarán entre los 30° y 37°, distintas regiones del país se encuentran bajo alertas amarillo y naranja.
Hubo un brote de diarrea y colapsaron los hospitales. Los evacuados son más de diez mil.
Los tratamientos exitosos son mucho más frecuentes en los países ricos que en los pobres. A esas conclusiones arribó un macroestudio internacional que es el mayor hecho hasta el momento, con datos de 37,5 millones de niños y adultos.
El cáncer es una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en el mundo, y se prevé que el número de casos aumente de forma importante en los próximos 20 años.
La bacteria Mycobacterium leprae se ha vuelto más resistente a los medicamentos después de desarrollar nuevos genes que apuntan a mecanismos previamente desconocidos.
NOTAS PUBLICADAS
placas-beta-amiloide-300x225
La inhibición progresiva de la enzima BACE1 en ratones cuando los animales alcanzan la edad adulta elimina las placas de beta-amiloide y mejora las capacidades cognitivas.
Cucaiba-Alende-14-02-18
El mismo tiene por objetivo desarrollar la procuración de tejidos para trasplantes, a fin de poder dar respuesta a los pacientes en lista de espera.
espana-reduce-400-millones-su-gasto-en-obra-publica-sanitaria-en-una-decada-8924_620x368
Aunque la inversión en infraestructuras aumenta respecto al año pasado queda muy lejos de los datos previos a la crisis.
hipertension
El Hospital Británico inauguró un Centro de Alta Complejidad en Hipertensión Arterial, el primero de Vicente López, que se suma al que la Institución abrió hace dos años en el barrio de Barracas.
DESTACADOS DE HOY