Home
Newsletter
Videos
Charlas de Quirófano
Contacto
Auspiciantes
SEMINÁRIO DE ÉTICA EN EL GERENCIAMIENTO DE LA SALUD ROMA 2018.
Se desarrollará en la ciudad de Vaticano, destinado a crear el concepto de la bioética en la toma de decisiones en los gerenciadores del sistema de salud.

Pre-Inscripción y más información >>
Chile tiene la sanidad más eficiente de Latinoamérica

Jueves 8 Noviembre, 2018 en  Exterior

Los países de la región tienen grandes oportunidades de mejora en gasto farmacéutico y atención primaria, según un estudio de eficacia publicado por el Banco Interamericano de Desarrollo.

(El País) La sanidad de Chile es la más eficiente de América Latina. Y la de Guatemala se sitúa última de la clasificación. El primer estudio de eficacia de los sistemas de salud en la región, que ha publicado recientemente el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), revela, sin embargo, que la mayoría de ellos tienen mucho que mejorar.

Según el BID, la mayoría de los países latinoamericanos tienen un gran trecho de mejora en sus sistemas de salud. P. L.

Entre los 71 países analizados, 22 de 27 latinoamericanos y caribeños se sitúan en la mitad inferior de la tabla y, de ellos, 12 están en el último cuarto. Chile ocupa el octavo puesto (ver cuadro). El objetivo del estudio es, según Diana Pinto, especialista líder en salud del BID y una de las autoras, evaluar la eficacia y analizar en qué puede mejorar cada país a la hora de sacar el máximo partido al dinero invertido en sanidad, comparándolo con otros países del mundo. Esto será de especial importancia en un contexto macroeconómico que no pronostica grandes aumentos presupuestarios en la región.

Para evaluar el desempeño de cada sistema, los investigadores han usado una metodología homologada en todo el mundo que compara las inversiones en salud tanto del sector público como del privado con resultados medibles, como la esperanza de vida, las tasas de vacunación, la mortalidad infantil, la atención durante el parto y el acceso a servicios especializados, entre otros. Es un informe más cuantitativo que cualitativo; no mide, por ejemplo, variables como la calidad del servicio, la atención al paciente, el estado de conservación de los hospitales o las listas de espera.

Pero sirve para dar una foto de eficiencia que muestra que, en general, los países de América Latina y el Caribe tienen resultados particularmente peores en la provisión de acceso equitativo a los servicios que los de la OCDE, según el informe. “Por el lado positivo”, subraya, son relativamente parecidos a ellos en cuanto a la esperanza de vida a los 60 años y la tasa de mortalidad de menores de cinco. Esto no quiere decir que obtengan los mismos desempeños absolutos, sino que el rendimiento es similar teniendo en cuenta el nivel de desarrollo y la cantidad de recursos gastados.

El Informe sobre la salud en el mundo de la OMS estimaba en 2010 que entre el 20% y el 40% de todos los recursos gastados en sanidad se despilfarran. La combinación inadecuada o costosa de profesionales, precios altos, baja calidad y uso irracional de medicamentos, sobreutilización de productos y servicios sanitarios y desvíos debidos a la corrupción y el fraude eran algunos de los elementos que propiciaban esta ineficiencia. El documento también hacía hincapié en que se asignaban recursos a intervenciones que no maximizan las mejoras en salud, como puede ser gastar más en cuidados curativos que en medidas preventivas. La subutilización de medicamentos genéricos es otra gran fuente de ineficiencia.

Ocho años después, el estudio del BID ha encontrado similares resultados en Latinoamérica. Muchos de los ámbitos de mejora son los mismos que identificó la OMS en 2010. Pinto destaca cuatro grandes fuentes de ineficiencia:

El capítulo ocho del libro Mejor gasto para mejores vidas. Cómo América Latina y el Caribe puede hacer más con menos, editado por el BID, analiza 71 países para comprobar la eficacia de su sistema sanitario. Estos son, por orden, los 10 primeros:

  1. Camerún.
  2. Japón.
  3. Corea.
  4. Vietnam.
  5. España.
  6. Israel.
  7. Italia.
  8. Chile.
  9. Francia.
  10. Grecia.

Puede resultar llamativo el caso de Camerún en primer lugar, pero hay que tener en cuenta la metodología del estudio, que mide ciertas estadísticas en comparación con lo que se invierte en sanidad. En casos como ese (algo parecido a lo que sucede con Vietnam), refleja más una inversión muy pequeña que unos buenos resultados, como aclaran los autores del estudio.

Tras Chile, octavo, estas son las posiciones del resto de los países de Latinoamérica y el Caribe: Costa Rica (31), Cuba (32), Uruguay (35), Jamaica (40), República Dominicana (42), El Salvador (44), Argentina (45), Paraguay (46), Belice (47), Colombia (48), Brasil (49), México (50), Venezuela (51), Bahamas (53), Ecuador (54), Nicaragua (56), Honduras (57), Suriname (58), Trinidad y Tobago (60), Perú (61), Panamá (62), Haití (65), Guyana (66), Bolivia (67), Guatemala (69)

  1. La calidad institucional.Cuando se estudian los sistemas de gobernanza en los países (transparencia, participación ciudadana, lucha contra la corrupción…), se comprueba que aquellos que puntúan más alto en estas medidas, también gozan de más eficacia sanitaria. “Sin embargo, se requiere de mayor análisis para establecer una relación causal”, matiza la especialista.
  2. Atención primaria. “Se ha demostrado que la prestación de servicios de diagnóstico y de tratamiento oportunos y de alta calidad en la atención primaria previene el deterioro agudo, la progresión o las complicaciones en personas enfermas. Además, la gestión proactiva de las enfermedades en la atención primaria puede contribuir a contener el gasto en salud, al reducir o incluso evitar la necesidad de visitas de urgencia, hospitalizaciones”, asegura el estudio.
  3. Política farmacéutica. “Hay muchas posibilidades de estrategias para controlar precios y priorizar medicamentos, invertir en aquellos que realmente hagan diferencia y añadan valor”, explica Pinto.
  4. Compra estratégica. Se refiere a que se deben priorizar aquellos productos de salud que hayan demostrado eficacia. Un ejemplo sería el programa Salud Mesoamérica, en la cual un proveedor se compromete, por ejemplo, a hacer un número determinado de inmunizaciones al año o atender partos bajo ciertas condiciones de calidad; al finalizar, recibe el pago en función de los resultados obtenidos.

El objetivo, señala el informe, es hacer más con menos: “Numerosos países de la región anticipan más restricciones presupuestarias. Por consiguiente, las políticas deben centrarse en mejorar la eficiencia de la atención de salud invirtiendo en intervenciones que logren los mejores resultados. Lograr la cobertura universal requerirá no solo más dinero para la salud sino también más salud por dólar invertido”.


NOTAS DESTACADAS
“Hace 30 años había tres o cuatro mamógrafos”, pero ahora se han multiplicado en todo el país, informó Luongo, en el marco del acto por el 30.º aniversario de la organización, realizado este lunes 12 en la Torre Ejecutiva.
Sólo el 53% de los chicos de entre 13 meses y 4 años que hasta fin de mes deben recibir una dosis extra de la vacuna contra el sarampión accedió a la protección.
En la Universidad ISALUD, se realizó la presentación de la 8° Actualización de la Estimación del Gasto Necesario para Garantizar la Cobertura del Programa Médico Obligatorio, trabajo realizado por Prosanity Consulting y la Universidad.
El Grupo de Medicina Privada SanCor Salud abrió un nuevo Centro de Atención Regional en la ciudad de Tres Arroyos, provincia de Buenos Aires.
El 90% de los afectados padecen de diabetes tipo 2, que se debe a un estilo de vida poco saludable. Fundación Barceló se suma al lema “Familia y diabetes” y busca concientizar a los familiares sobre la importancia de la prevención.
El objetivo final es que esté disponible en centros de salud, en particular, para pacientes de hospitales públicos.
NOTAS PUBLICADAS
rehabilitacion_3
Junto a autoridades de la Agencia Nacional de Discapacidad, el Secretario de Gobierno de Salud de la Nación destacó que la inclusión de las personas con discapacidad está fuertemente alineada con la ampliación de la cobertura efectiva de salud.
marcador
Los investigadores dilucidaron el rol determinante de la fosfotidilcolina, que es el fosfolípido más común en los tejidos humanos, en el desequilibrio de la cascada de la coagulación, lo cual resulta en el dengue hemorrágico.
investigación
Construidas mediante la estrategia “Bottom up”, las células sintéticas y otras creaciones comienzan a unirse y pronto podrían poner a prueba los límites de la vida.
Sin título
En la Academia Nacional de Medicina, se presentó este importante texto digital que estudia integralmente, en sus cuarenta capítulos, esta estrategia aceptada y recomendada para los Objetivos de Desarrollo Sostenible para el 2030.
DESTACADOS DE HOY