Home
Newsletter
Videos
Charlas de Quirófano
Contacto
Auspiciantes
Jornada virtual ¿Cómo tomamos decisiones en tiempo de crisis?
a realizarse el día Jueves 23 de Julio 19 hs.

Informes e inscripción: http://jornadas.consensosalud.com.ar/
“Estamos trabajando en una reestructuración de la seguridad social”

Martes 5 Enero, 2021 en  Actualidad

Entrevistamos al Lic. Eugenio Zanarini, Superintendente de Servicios de Salud de la Nación, quien explicó los cambios que quiere implementar en la seguridad social y detalló los avances en la digitalización de los trámites.

E Zanarini

Consenso Salud entrevistó al Lic. Eugenio Zanarini, Superintendente de Servicios de Salud de la Nación. Durante la charla hizo un balance de este año al frente del organismo y adelantó cuáles serán los ejes de trabajo en los próximos meses, entre ellos digitalizar por completo los trámites, resolver el problema de los aportes de los monotributistas y actualizar el Programa Médico Obligatorio.

-Imagino que cuando empezó el 2020 seguramente tenía planeado ya sus ejes de gestión. ¿Qué se pudo hacer y que no, habiendo surgido la pandemia?

-Desde el punto de vista de lo operativo, tuvimos que abordar cambios en cuanto a los reintegros del sistema SUR a las obras sociales, con el objetivo de no dejarlas sin flujo de fondos. Nos preocupaba que ese flujo efectivamente fuera a las clínicas y los sanatorios, a quienes necesitábamos mucho para atender la pandemia. Usted sabe que el 70% de la población se atiende en el sector privado, porque depende de obras sociales, nacionales, provinciales, PAMI y es por eso que redefinimos SUR y tomamos en consideración una nueva fórmula y empezamos a trabajar con anticipos. Esto nos atrasó además la reingeniería integral del sistema SUR, en lo que cual ya estamos trabajando, para digitalizarlo completamente. Toda la Superintendencia es una gran receptora de expedientes y queremos terminar con este sistema antiguo para pasar a la digitalización. Hemos avanzado en ese aspecto con el hospital público de gestión descentralizada, que ya está presentando todo por trámites a distancia y digitalizamos los expedientes que teníamos para mandar a archivo, para poder trabajar en la modalidad home office en cuanto a expedientes de SUR. De a poco, se va a avanzar en todas las áreas. Una de las cosas buenas que dejó la pandemia, si es que se puede decir de esa manera, es la de resaltar la necesidad de la informatización y reforzar los trámites a distancia.

 

-¿Qué medidas tuvo que tomar la Superintendencia como consecuencia de la pandemia en cuanto a los afiliados?

-En lo sustancial dispusimos utilizar el Fondo de Asistencia y Emergencia con 2 objetivos a) sostener las recaudaciones de las OOSS en el mismo nivel de ingresos que tenían previo a la pandemia y b) Creamos los módulos COVID para reintegrar de manera ágil los gastos por los beneficiarios afectados. Al estar cerradas las obras sociales pusimos a disposición de los beneficiarios muchas vías de acceso digitales y la verdad resultó mucha más fluida la resolución de los casos. Antes todo llevaba muchos días y ahora se hizo más fluido.

 

-¿Desde cuándo se empezó con esta metodología?

-En marzo y abril ya estábamos atendiendo a la gente muy bien y hemos tenido una mejor satisfacción del afiliado. Todavía falta mucho por lograr. Hemos cambiado el sistema de opciones durante la pandemia. Mucha gente ha denunciado que nunca se había cambiado de obra social, le falsificaban la firma, hubo denuncias de robos de padrones de los monotributistas. La opción de cambio era un formulario que tenía que llenar quien se quería cambiar de obra social, firmar un libro, certificar la firma ante escribano o en la policía, y todo ese trámite en la actualidad se hace a través de la página de AFIP. Simplemente se debe entrar con la clave fiscal y se terminó así la masividad. Bajamos un 30% las opciones de cambio, aun cuando le facilitamos a la gente el ejercicio del derecho de opción. Hoy es más fácil y tenemos un 30% menos de trámites en ese sentido.

 

-¿Cómo sigue en este momento el trabajo de los empleados del organismo?

 -En la Superintendencia tenemos a mucha gente haciendo home office y creo que es la modalidad que llegó para quedarse.  Todas las tareas que se puedan hacer de esta manera, seguirán siendo así.  

 

-¿Qué es lo que más preocupa en la actualidad?

-Lo que más nos preocupa   es la situación económico financiera de las clínicas y sanatorios, porque   los primeros meses de pandemia facturaron el 50 % de lo habitual y tuvieron que sostener el COVID-19, con mayores costos de elementos de protección personal y licencias de personal contagiado y casos sospechosos.  Donde había una enfermera con Covid se iban a la casa 5/6 profesionales o más y tenían que reponerlos.  

 

-¿Qué medidas se tomaron en este sentido?

-Desde la SSS los hemos asistido   para que a ninguna clínica le falta el ATP. Además, el Presidente dispuso el decreto 300, que tiene que ver con reducciones sustanciales de cargas sociales y alícuotas de impuestos a los débitos y créditos, asimismo se dictó el decreto 315, que es el “bono salud” para todos los trabajadores del sistema, sean públicos o privados.  

 

-¿Cuáles son los temas más urgentes a resolver para su gestión?

-Queremos resolver el tema de los monotributistas, quienes pagan una cuota de 1040 pesos, cuando el PMO cuesta 2800 pesos. Además, el monotributista se inscribe individualmente y no con el grupo familiar, por lo que no hay principio de solidaridad. Esto nos lleva a otra conclusión: el que se inscribe es porque necesita servicios. También estamos tratando de tratar temas que vienen pendientes desde hace años, como por ejemplo la reglamentación de regulación de empresas de medicina prepaga, la categorización de las mismas. Estamos trabajando en las definiciones de planes superadores que tiene que ver con analizar cuál va a ser la relación entre una empresa de medicina prepaga y la obra social de origen del trabajador. Asimismo, estamos trabajando en un Fondo Nacional de Medicamentos. Creemos que hay medicación que la seguridad social no puede ni debe hacerse cargo, porque es insostenible. Y fundamentalmente estamos haciendo un proyecto de reestructuración del sistema, donde creemos que tenemos que buscar la cooperación entre obras sociales. Algunas de ellas tienen muy pocos afiliados y bajos ingresos por cápita, con afiliados muy añosos y tienen bajo nivel de prestaciones. La idea es ir reconvirtiéndolas y juntándolas para lograr mejores economías de escala, reducir gastos y mejorar la gestión del sistema.

Ya hicimos un convenio de cooperación entre la obra social de Yacimientos Carboníferos Fiscales y la Obra Social de Actores y creo que esa es una semilla de lo que sería este sistema de fusión de obras sociales que proponemos, sin que pierdan la identidad, pero que se mejore en la gestión.

También seguiremos con la reforma integral de SUR, con la compra conjunta de medicamentos y estamos también terminando un proyecto de ley sobre un régimen de reclamo prejudicial, con la Superintendencia como centro de mediación. En esa instancia podrá intervenir la CONETEC hoy, o la AGNET mañana. Así lograremos que haya dictamen científico y después si la mediación no resulta se pasa a la justicia, pero cuando llegue a esa instancia ya se va con evidencia científica. O sea que el juez va a tener más herramientas y con esto creo que lograremos bajar la judicialización. Estamos tratando de hacer lo que, hace 40 años, todos dicen que hay que hacer.

 

-¿Cuál es su visión del proyecto de creación de una Agencia Nacional de Evaluación de Tecnologías de Salud?

-A mi entender, en la actualidad hay muchas posibilidades de hacer evaluaciones sobre las nuevas tecnologías, sin la necesidad de crear una Agencia de ese tipo. Con la creación de la Subsecretaría de Medicamentos pusimos en valor un Plan Nacional de Medicamentos y pusimos en valor la CONETEC.

     

– ¿Se evalúa alguna medida con respecto al Programa Médico Obligatorio (PMO)?

-Estamos trabajando con la Secretaría de Equidad del Ministerio de Salud y con el Banco Interamericano de Desarrollo en una canasta básica de prestaciones que sea universal. Ya lo están analizando expertos locales e internacionales. Es un trabajo que terminaremos en agosto o septiembre de 2021, si todo va bien. Queremos que obligue a cambiar   el modelo prestacional que tenemos hoy. Además, buscamos que se empiece a tomar conciencia de que si no se cuidan los recursos, no hay ingresos que alcancen.

 

-¿Cómo evalúa el funcionamiento del sistema de salud frente a la pandemia?

-Durante la pandemia hemos mejorado mucho el sistema público de salud, tanto en equipamiento como en la capacitación de los recursos humanos y el refuerzo de las dotaciones. Igualmente a la salud le falta mucho dinero para que empiece a ser de calidad y en un nivel que haga que la gente empiece a revalorizar lo público de nuevo, y que se tome conciencia de su importancia.

 

-¿Qué significa para usted estar al frente de la Superintendencia?

-Para mí significa la posibilidad de hacer algo. Hace 40 años que venimos haciendo un diagnóstico del sistema y lamentablemente todo sigue igual. La realidad social del país, la medicina, la tecnología, todo cambió, pero aún no ha cambiado nada en nuestra seguridad social. El Programa Médico Obligatorio es del año 2005, ya pasaron 15 años. Entonces para mi es la posibilidad de hacer cambios, esos que todos dicen se deberían haber hecho hace tantos años.


NOTAS DESTACADAS
El Presidente de ese país, Francisco Sagasti y la ministra Pilar Mazzetti recibieron donación de la asociación Respira Perú.
La vacuna de Pfizer no es la única con posibilidades de llegar a Uruguay. El gobierno uruguayo negoció con al menos otros tres laboratorios.
La presión de la pandemia sobre los servicios hospitalarios de Ontario, la segunda provincia canadiense más afectada tras Quebec, ha obligado a las autoridades a adelantar la apertura.
Será atendida por especialistas y apunta a reforzar los cuidados ante el coronavirus y promocionar consumos responsables en jóvenes y en adultos.
La ministra de Salud peruana, Pilar Mazzetti, informó que se ha firmado el convenio para el transporte aéreo de la vacuna contra la COVID-19, el cual debe hacerse en aviones acondicionados y contenedores especiales.
Los test serológicos argentinos para COVID-19, “COVIDAR”, desarrollados por científicos del CONICET y de la Fundación Instituto Leloir alcanzaron al termina año una producción de 1.100.000 determinaciones.
NOTAS PUBLICADAS
clon-covid
El director de Promoción y Prevención puso de relieve que gracias a los entes territoriales y la armonía con el Gobierno Nacional, Colombia cuenta con uno de los programas de inmunización más fuertes.
CDC
Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos actualizaron su guía sobre cuánto tiempo pueden esperar las personas entre la primera y la segunda dosis de las vacunas de Pfizer/BioNTech y Moderna.
reunion
Dirigentes de la Confederación Médica de la República Argentina (COMRA) mantuvieron un encuentro con el ministro de Salud de la Nación, Ginés González García.
vacuna
Existe una preocupación mundial por estas mutaciones aunque aclaran que, hasta el momento, no son estructurales por lo que no afectan la eficacia de las vacunas disponibles.
DESTACADOS DE HOY