Home
Newsletter
Videos
Charlas de Quirófano
Contacto
Auspiciantes
Jornada virtual ¿Cómo tomamos decisiones en tiempo de crisis?
a realizarse el día Jueves 23 de Julio 19 hs.

Informes e inscripción: http://jornadas.consensosalud.com.ar/
Las ‘huellas’ del autismo son visibles con un sencillo análisis de sangre y orina

Lunes 19 Febrero, 2018 en  Ciencia y Tecnología

El nuevo test se basa en la detección en sangre y orina de proteínas dañadas por la oxidación y la glicación, cuyos niveles son mucho más elevados en los niños con autismo.

bloodtest-kF0--1240x698@abc

(ABC.España) En la actualidad, el diagnóstico de los trastornos del espectro del autismo (TEA) solo puede establecerse una vez el niño afectado manifiesta, y de una forma muy aparente, los síntomas del comportamiento característicos de estos trastornos, entre otros un déficit en la comunicación, la dificultad para una correcta integración social, una dependencia exagerada de las rutinas, o una gran intolerancia ante los cambios o a la frustración. En consecuencia, el diagnóstico, ciertamente complejo, requiere de la intervención de distintos especialistas, lo que puede llevar mucho tiempo. Sin embargo, y además de patrones del comportamiento, los niños con TEA presentan, frente a aquellos sin el trastorno –los denominados ‘neurotípicos’–, diferencias en ciertos procesos metabólicos. O lo que es lo mismo, diferencias en algunos metabolitos específicos que se encuentran tanto en la sangre como en la orina. Entonces, ¿es posible que el autismo pueda diagnosticarse de forma temprana a partir de la detección de estos metabolitos en un análisis de sangre o de orina? Pues según un estudio internacional dirigido por investigadores de la Universidad de Warwick en Coventry (Reino Unido), sí.

Como explica Naila Rabbani, directora de esta investigación publicada en la revista «Molecular Autism», «nuestro hallazgo puede facilitar un diagnóstico e intervención más tempranos. Además, esperamos que nuestros test también revelen nuevos factores causantes de los TEA. Y es que realizando más pruebas podremos identificar patrones específicos en el plasma y la orina o ‘huellas dactilares’ de compuestos con modificaciones dañinas, lo que nos ayudará a mejorar el diagnóstico de los TEA y abrirá la puerta a la identificación de causas aún no descubiertas».

Proteínas dañadas

En el estudio, los autores analizaron las muestras de sangre y orina tomadas a 29 niños y nueve niñas que, con edades comprendidas entre los 5 y los 12 años y residentes en la ciudad de Bolonia (Italia), habían sido diagnosticados de TEA. Y lo que hicieron fue comparar los resultados con los obtenidos en las muestras obtenidas de 23 niños y ocho niñas que, de la misma edad y localidad, no padecían ninguno de estos trastornos.

Los resultados mostraron la existencia de una asociación entre los TEA y la presencia en el plasma sanguíneo de proteínas dañadas por la oxidación y la glicación. O lo que es lo mismo, proteínas modificadas de una forma espontánea por especies reactivas de oxígeno (ROS) y moléculas de azúcar.

La eficacia del nuevo test diagnóstico es superior a la de cualquier método actualmente disponible

Así, y una vez identificadas las diferencias químicas entre los dos grupos de niños, el siguiente paso fue introducir todos los datos en un ordenador para desarrollar algoritmos y test que facilitaran la identificación de los menores en función de que tuvieran o no autismo. ¿Y qué pasó? Pues que de todos los test obtenidos, el más fiable era el diseñado para detectar los niveles en plasma de la ‘ditirosina’ –un marcador de oxidación de las proteínas– y de unos compuestos modificados con azúcares denominados ‘productos de la glicación avanzada’ (PGA). No en vano, el plasma de los niños con TEA presenta unos niveles mucho más elevados de ditirosina y PGA.

Como indican los autores, «hasta donde nosotros sabemos, nuestros test de orina y sangre para la detección de proteínas dañadas son los primeros de este tipo. Unos test diagnósticos cuya eficacia es superior a la de cualquier método actualmente disponible».

Diagnóstico más precoz

En definitiva, el nuevo test de sangre y orina permite saber si un menor ha desarrollado un TEA. Al menos una vez que el afectado ha alcanzado la edad de cinco años. Sin embargo, los autores confían en que el test será igualmente efectivo a edades más tempranas, lo que posibilitará un diagnóstico más precoz del autismo.

Como refieren los autores, «el próximo paso será repetir el estudio con otros grupos de niños para confirmar el buen rendimiento diagnóstico del test y evaluar si puede identificar los TEA en etapas mucho más tempranas, predecir si el trastorno progresará a una forma más grave de enfermedad, y analizar si los tratamientos están funcionando».


NOTAS DESTACADAS
Está destinada especialmente a cuidar a sus asociados que viven solos, y también a los adultos mayores y sus familias.
Se estima que vacunar al 20% de la población de América Latina y el Caribe costará más de 2.000 millones de dólares.
El Instituto de Obra Social de las Fuerzas Armadas y de Seguridad (IOSFA) planteó al Consejo su interés en alcanzar acuerdos que beneficien a sus afiliados.
La cita es éste jueves 19 de noviembre a las 18hs y se podrá ver a través del canal de YouTube de Consenso Salud. Disertarán los ministros de salud de Córdoba, Tierra del Fuego, Salta y Entre Ríos.
La investigación encabezada por el Dr. Fernando Polack, a través de la Fundación Infant, estudió el uso de plasma de convalecientes en población de alto riesgo.
Desde el año 2015 se viene realizando este Congreso con la visión de generar un espacio de conocimiento, análisis e intercambio de experiencias.
NOTAS PUBLICADAS
PAMI
Tiene por objetivo responder las preguntas que los mayores suelen hacerse sobre estos temas y que les permitirá realizar una evaluación para diferenciar si algunas de estos cambios significan deterioro cognitivo.
vacuna rusa
El cálculo se basó en el análisis de los datos de los voluntarios (18.794) que recibieron tanto en la primera como en la segunda dosis la vacuna o el placebo.
vacunacion
El presidente Alberto Fernández confirmó que en enero empezarían a suministrar las dosis de Pfizer y la Sputnik de Rusia. Para marzo esperan tener a 10 millones de personas vacunadas.
quilmes
Se realizó el descacharreo casa por casa en un barrio de Ezpeleta de forma conjunta entre Nación, Provincia y Municipio.
DESTACADOS DE HOY